Puentes de tablero Superior: Viguetas transversales.


Las viguetas transversales tienen por objeto en el caso de losas armadas perpendicularmente al transito, el vigilar las vigas principales previéndolas a la torsión.

El espaciamiento e las viguetas transversales no debe ser mayor de 25 veces la separación centro a centro de las vigas principales, ni 20 veces su ancho.

Figura 6.2

La torsión que soportan las vigas principales es el momento negativo transmitido por la losa del tablero. Como este momento no es uniforme a través de toda la losa puede tomarse como promedio el 75% resultando entonces que cada vigueta absorbe una tracción de:


 
Donde:
T  = torsión soportada por la vigueta.
M = Momento máximo negativo por metro lineal e la losa.
L  = Separación centro a centro de la viguetas.
Esta torsión debe ser tomada por el acero colocando en el fondo de las viguetas, el área de acero esta dado por lo tanto por:


En donde
f3 Carga de trabajo del acero
d   = distancia del centro del acero a la fibra neutra de la losa

El are del acero, mínimo debe ser 0.003 del área de la sección transversal de la vigueta. La vigueta se arma como una columna y llevara estribos como ella.

En las losas armadas perpendicularmente al transito debido a la presencia de las viguetas que impide la libre deflexión de la losa en el sentido transversal, se producen momentos secundarios perpendicularmente a la dirección del refuerzo principal. Para prevenir rajaduras debidas a estos momentos se debe colocar un refuerzo sobre la vigueta, perpendicularmente a esta.

Se recomienda que el momento de este refuerzo no sea menor de 0.003 del área de la losa y que se extienda a cada lado del eje de la vigueta un distancia no menor de 0.9 m.

En el caso de losas armadas longitudinalmente las viguetas deberán proyectarse para soportar la reacción transmitida por la losa, adicionalmente al área de acero necesario para impedir la torsión de las vigas.

Figura 6.3

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada