PROYECTO ILUSTRATIVO ZAPATAS COMBINADAS

En los articulos anteriores de este capftulo se han discutido con algún detalle los diferentes tipos de zapatas combinadas. El objeto de estos problemas es presentar los cálculos tipicos que demuestran la aplicación de algunos de los principios asociados con la determinación de las dimensiones y el proyecto estructural de tres tipos comunes de zapatas combinadas.

Los cálculos que se dan en el problema 25-1a se refieren a una zapata combinada rectangular. Primero se determinan las dimensiones correspondientes a una presión uniforme en el suelo bajo la carga muerta más una carga viva reducida. En segundo lugar se determina la variación de presión en el suelo para las condiciones de carga especificadas en el reglamento de construc ción, por los métodos discutidos anteriormente. La presión máxima en el suelo bajo esta carga resulta menor que la presión admisible en el suelo. Por tanto, no se necesita modificar la planta de la zapata. En seguida, se calculan las presiones en el suelo producidas por las cargas de las columnas, corregidas por los factores de carga, y se dibujan los diagi-irkas correspondientes de las fuerzas cortantes y de los momentos. Estos representan la base para los cálculos efectuados con el método de resistencia.

En el problema 25-1 b se determinan las dimensiones de una zapata combinada trapecial. Se usan las ecs. 25.1 y 25.2 para obtener los anchos convenientes en los extremos, para producir una presión uniforme en el suelo bajo la carga muerta más la carga viva reducida, Con objeto de determinar las presiones en el suelo bajo otras condiciones de carga, la posición del centroide i de la zapata se obtiene por medio de la ecuación.
El momento de inercia de la zapata se determina cómodamente usando el teorema de los ejes paralelos

Finalmente, las presiones en el suelo se obtienen por medio de la ecuación básica
Los cálculos dados en el problema 25-1 c muestran una aplicación del método para determinar las dimensiones de las zapatas en voladizo. Como referencia, véase la fig.  25.2b. Por otra parte, se considera que los cálculos se explican por si mismos.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada