Tubos no metálicos: Tubos Hormigón.

El uso de éste tipo de tuberías se remonta a la construcción de alcantarillas en Roma, 800 años a. de C., y en nuestro continente las primeras instaladas fueron EEUU, el año 1842. Los tubos pueden ser de hormigón simple o de hormigón armado.

Los  tubos  de  hormigón,  se  fabrican  en  moldes  metálicos,  empleando  hormigones  ricos  en dosificación de cemento. Existen variados métodos para la fabricación de éstos tubos, por lo tanto a continuación se mencionarán los cinco sistemas más conocidos: vibrocompresión, giro-compresión, centrifugación, precompresión y vibración simple. Preferentemente se  utilizan los  dos primeros sistemas para la fabricación de tubos de pequeño diámetro en cambio para tubos de hormigón armado, los tres últimos sistemas.

1) Fabricación por vibrocompresión

Este sistema de fabricación, es normalmente utilizado en pequeñas fábricas de tubos. La vibración se produce colocando y fijando los moldes, verticalmente sobre una mesa vibradora, que determina su compactación.
El grado de compactación de la mezcla es bastante aceptable, sin embargo, el proceso de fabricación es lento.

2) Fabricación por giro-compresión

El sistema más utilizado para la fabricación de grandes cantidades de tubos de hormigón. El método de fabricación por giro-compresión es un proceso combinado de moldeado, compactado y aislado.
El grado de compactación del hormigón que se logra por este método es superior a la obtenida por vibro compresión, sin embargo, debido a que en este sistema se emplea una mezcla bastante seca, se debe  cuidar  la  consistencia  del  cemento  ya  que  es  un  componente  muy  importante  de  la trabajabilidad. Esta, hay que medirla a través del Cono de Abrahams que permite determinar el revenimiento respectivo.

3) Fabricación por centrifugación

Este proceso de fabricación se realiza en moldes cilíndricos horizontales, montados sobre ejes, los moldes reciben una determinada cantidad de hormigón, muy fluido, y que al girar el mismo durante un periodo de tres a cinco minutos, a gran velocidad (1200 r.p.m. para los pequeños diámetros.

Las tuberías que se fabrican por este método pueden llevar armaduras de refuerzo en el caso de grandes diámetros, en  cambio  para  abastecimientos de  agua  y para alcantarillado en  pequeños diámetros no se requiere tales armaduras.

4) Juntas en tuberías de hormigón

En la unión de tuberías de hormigón se distinguen dos tipos de acoplamiento que son los mas usados:
   - Junta espiga – campana
   - Junta machihembrada

En los dos tipos  las juntas pueden ser rígidas o elásticas. En todo caso, es aconsejable la utilización de juntas elásticas por distintas razones de tipo técnico que deben ser especificadas con prioridad.

5) Ventajas del uso de tubos de concreto

Las principales ventajas son:
   - Bajo coeficiente de rugosidad
   - Pueden ser fabricados para una amplia gama de resistencias, variando únicamente el espesor de las paredes.
   - Tienen la posibilidad de ser fabricados en el mismo lugar de las obras.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada