Acometidas a edificios: Ramales principales y red vertical de saneamiento.


1. Ramales principales de las acometidas.

Denominase acometida al ramal principal de enlace de un edificio, desde el pozo de registro
principal a  la  alcantarilla oficial o,  de  no  existir esta a  la  instalación depuradora domestica correspondiente.

Estos ramales principales deben clasificarse en no visitable y visitables.

En estos ramales los pozos de registro puede sustituirse por arquetas, que de ser de dos clases:
general y de registro.

La general deberá recoger todos los ramales secundarios, debe ponerse lo mas próxima posible al pozo de registro principal. Este pozo puede ser de planta circular, cuadrada o rectangular, y revestirse de fábrica o de hormigón enlucido y brufido  de cemento. Sus dimensiones deben ser análogas a las de los registros de los ramales públicos. Estará enlazado a la arqueta general por un ramal. Las de registro deben instalarse en las base de las bajantes y en los encuentros con ramales, así como los quiebros de la red horizontal. Su separación no debe pasar de 30 m y, desde luego, colocarse en todos los  cambios de dirección del ramal y en la unión con otros ramales, así como en el entronque de la red vertical con la red horizontal. Deben ser de 60 cm de lado como mínimo, para profundidades inferiores a 1 m, y de 80 cm para los superiores


2.   Red vertical de saneamiento.

Esta integrada por los ramales superficiales o verticales que evacuan las aguas de las instalaciones de las viviendas hasta la red horizontal.

Los tubos de bajada habrán de ser situados por el técnico constructor lo mas próximo posible a los aparatos sanitarios que se han de desaguar.

El alzado deben de colocarse en los lugares que no perturben la estructura del edificio, y encajados en los muros exteriores de las fachadas. O adosados y sujetos adecuadamente a las paredes de los patios interiores. Su diámetro debe ser de 0.08 a 0.01 m, ya que las mayores superficies pueden producir depósitos.

Las tuberías de ventilación deben hacerse de 10 cm. Las tuberías de gres y fibrocemento pueden sujetarse con anillos metálicos clavados a las paredes, o bien soportes de fabrica. Las salidas de lavados, videts, urinario y puestos de agua deben ser de 30 mm, y las baferas y uniones con las tuberías de bajada de 40 mm. La tubería general de evacuación puede estar instalada en el sótano de la casa (y, por tanto, enterrado), o en canal abierto o suspendidos de las vigas del techo. Los dos últimos sistemas tienen mayor accesibilidad.

Si la profundidad de la alcantarilla fuera inferior a la de los sótanos de los edificios, y estos no pueden desaguar directamente, debe recurrirse a una instalación, disponiendo de un pocillo de recogida  del  sótano  un  sistema  de  elevación  que  vierta  el  agua  recogida  en  un  sumidero empalmado a la tubería principal de evacuación.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada